Historia

Fabricación artesanal
Magdalenas

 

En 1948, Pedro Lázaro y su esposa, Pilar Pérez, crearon la panadería Lázaro en la localidad de Alfamén (Zaragoza - España), donde vendían sus magdalenas y otros productos recién horneados que inmediatamente se convirtieron en un éxito entre sus clientes.


En el año 1976, con la incorporación de la segunda generación de la familia, la panadería Lázaro evoluciona a una fábrica especializada en la fabricación de magdalenas. Con el tiempo, y sin olvidar su gran tradición artesanal, se han ido incorporando las tecnologías industriales más avanzadas a su proceso de producción, para garantizar una consistencia y calidad en los productos que nuestros consumidores saben apreciar y valorar.

 

Desde 1989, gracias a nuestra capacidad de respuesta y a las inversiones en I + D, Magdalenas Lázaro exporta su gama de productos a numerosos mercados alrededor del mundo, contando entre su cartera de clientes con algunas de las cadenas de supermercados más importantes. Hoy en día los consumidores pueden encontrar nuestros productos en la mayoría de países de Europa, EE.UU., China, Uruguay, Cuba, Chile o Guinea Ecuatorial. La curiosidad y el deseo de evolucionar para abrir nuevos caminos están profundamente arraigados en nuestro negocio. Nada ha sido nunca imposible.


Estamos ahora en la tercera generación de la empresa familiar y la mayoría de las personas que trabajamos en ella somos parte de la familia; padre trabajando con hijo, madre con hija, hermanos con hermanas.  Una armonía y pasión que se ha transmitido de generación y generación.


Durante todo este tiempo, nuestra empresa se ha ido desarrollando para convertirse en un importante productor y distribuidor de magdalenas, gracias en gran parte a un sentido muy desarrollado de lo que quieren los consumidores, unos requisitos muy estrictos de calidad * y una firme convicción de que las magdalenas deben ser horneadas con cariño y dedicación.


Muchas cosas han sucedido desde que esa pequeña panadería abriera sus puertas hace casi setenta años... Hoy, Magdalenas Lázaro es una opción de confianza en todo el mundo.

 


* Magdalenas Lázaro tiene la acreditación IFS